Con la Ley 15/2015, de 2 de julio, de la Jurisdicción Voluntaria se habilitó a los notarios para que puedan realizar separaciones o divorcios de mutuo acuerdo, facultad que antes únicamente correspondía a los Tribunales de Justicia. De esta manera, tanto el artículo 82 del Código Civil como el artículo 54 de la Ley Orgánica del Notariado establecen dos vías para separarse o divorciarse de mutuo acuerdo: La vía notarial y la vía judicial.

No obstante, se introducen una serie de importantes restricciones a la hora de poder acudir a la nueva vía notarial, que nos permitirán decidir si, en nuestro caso concreto, podemos acudir a un notario para efectuar nuestra separación o divorcio o si, por el contrario, debemos acudir a la vía judicial tradicional: (más…)

Fachada del Tribuna Supremo de España

¿Qué es el impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados (AJD)?

En 1993 se aprobó la Ley del Impuesto sobre Actos Juridicos Documentados. Este gravámen se aplica sobre tres tipos de documentos: notariales, mercantiles y administrativos. Las hipotecas se constituyen ante notario y quedan registradas, por lo tanto están sujetas al pago del impuesto. Dicha ley disponía en su artículo 29 que “será sujeto pasivo el adquiriente del bien o derecho y, en su defecto, las personas que insten o soliciten los documentos notariales, o aquellos en cuyo interés se expidan.

Solo dos años mas tarde se aprobó el Reglamento que desarrollaba dicha ley, estableciendo en su artículo 68 que “cuando se trate de escrituras de constitución de préstamo con garantía se considerará adquiriente al prestatario (es decir, al cliente). (más…)

SUBIR